Skip to content

Los Espada

24 enero, 2011
tags:

¡Hola!

Me he sentido algo extraño la semana pasada sin haber podido hablar nada de Bleach, debido a que su autor se ha encontrado enfermo y no se ha publicado un capítulo. Teóricamente, Tite Kubo se encuentra ya recuperado y habrá spoilers del capítulo en un día o dos, pero como esto no ha podido ser confirmado al 100 %, hablaré un poco de la serie comentando unas nociones básicas sobre uno de los grupos de personajes que más ríos de tinta han hecho correr en los últimos años entre los Bleach-adictos. Este grupo no es otro que el de los Espada, planteados desde el primer momento como la evidente contraposición de los Capitanes de división, y equivalentes a ellos en nivel de poder. Desde su presentación, marcaron unas expectativas muy altas, no sólo por ser planteados como los antagonistas más poderosos y estar ordenados por su nivel de poder, sino por tratarse de Arrancar, una de las razas más llamativas del universo de Bleach, al tratarse de Hollows que han recuperado (parte de) su raciocinio, formas humanas, personalidad muy llamativas y poderes que rivalizan con los de los Shinigamis más fuertes.

¿Qué son?

Los Espada son los diez Arrancar más poderosos de las fuerzas de Sōsuke Aizen, el ex Capitán que traicionó a la Sociedad de Almas y se convirtió en el gran enemigo de la serie, a partir de lo cual demostró poseer un talento especial en ganarse adeptos que adoraban su peculiar forma de ser. Según se supo después, Aizen había estado viajando de cuando en cuando al Hueco Mundo, la dimensión yerma en la que habitan los Hollows y se devoran los unos a los otros. Allí fue preparando su cuartel general, en la prodigiosa fortaleza de Las Noches, a la vez que iba reclutando Arrancar a sus fuerzas. Su esperanza era reunir un grupo de al menos diez Vasto Lorde convertidos en Arrancar, con los que previsiblemente podría derrotar las mermadas fuerzas de la Sociedad de Almas. Surgen así los Espada, cuyos poderes no sólo compiten con los de los Capitanes Shinigamis, sino que además pueden llegar a ser perfeccionados al emplear sobre ellos la Hōgyoku, una vez que Aizen logra hacerse con ella.

¿Cómo se distinguen?

Los Arrancar llevan todos ellos un uniforme blanco, en contraposición con el negro de los Shinigamis, pero en su caso existen enormes variedades en la forma de vestir de cada uno de ellos, de tal forma que pueden ser fácilmente reconocidos entre sí. Su aspecto es humanoide en su mayoría, aunque la mayor parte de ellos sigue presentando en sus caras restos de sus máscaras Hollow y en sus cuerpos un agujero que ya no está en el corazón, sino que se puede encontrar localizado en cualquier otro lugar o incluso haber desaparecido por completo. Entonces, ¿cómo se distinguen los Espada de los Arrancar rasos? Muy sencillo. No sólo su diferencia de poder y su presión espiritual es tan grande como para ser reconocidos por sus enemigos, sino que además cuentan con un número tatuado en diferentes partes del cuerpo de acuerdo con su rango. Así, el Arrancar con el número 6 tatuado es la Sexta Espada, y su poder es inferior a aquéllos que tienen los números inferiores. De esta forma, el Espada más poderoso es (al menos teóricamente) el número 1, mientras que el más débil es el 10.

Los diez Espada (desordenados)

¿Quiénes son?

No siempre han sido Espada los mismos diez Arrancar. Según pudieron ver Ichigo Kurosaki y sus amigos al entrar en Las Noches, los Espada que fueron descartados al alistarse a las fuerzas de Aizen otros Arrancar más fuertes perdieron su rango y se convirtieron en Privaron Espada. El puesto de Espada parece estar sujeto a bastante variabilidad, conociéndose casos de ex Espadas que volvieron a recuperar sus puestos al mejor su nivel y otros que fueron degradados u olvidados, siendo suplidos por otros nuevos, mucho más perfeccionados. En el momento en que se produce el combate entre las fuerzas de Aizen y las de la Sociedad de Almas, los Espada estaban compuestos por nueve hombres y una mujer, cada uno de los cuales representaba un aspecto diferente de la Muerte (o, más correctamente hablado, una de las diez causas posibles de la muerte). Por orden, estos aspectos eran: Soledad, Tiempo, Sacrificio, Vacío, Desesperación, Destrucción, Intoxicación, Locura, Avaricia e Ira.

¿Qué fue de ellos?

Pese a contar con una auténtica legión de fans entre los seguidores de Bleach, los Espada fueron en su inmensa mayoría tratados injustamente y muy pocos de ellos cumplieron las expectativas… de hecho, mientras que todos ellos fueron derrotados y dados por muertos (aunque seguramente uno o incluso dos han sobrevivido), sus adversarios -Capitanes Shinigamis, en su mayoría- apenas sufrieron unas pocas heridas o resultaron prácticamente ilesos, lo que supuso una gran decepción. Considerados en su momento como uno de los principales alicientes de la Saga Arrancar, los Espada acabaron desinflándose sin dejar a nadie satisfecho, y fueron convertidos en poco más que formas de lucir a los todopoderosos Capitanes Shinigamis, a los que se supone deberían haberse podido enfrentar en igualdad de condiciones.

El balance actual la verdad es que es desolador, para un grupo de personajes que tenía tan buena pinta (unos más que otros, eso hay que reconocerlo): Yammy derrotado off screen por un bankai y la pura fuerza bruta pese a haber afirmado estar por encima de la Espada nº 1; Aaroniero dedicando sus estertores a pedir auxilio a Aizen; Szayel sintiendo cada segundo como cien años de dolor ininterrumpido; Zommari asesinado sólo 4 capítulos después de haberse presentado; Grimmjow dado por muerto a esperas de nuevas noticias; Nnoitra vencido por un Shinigami sólo cuando éste decide sujetar su espada con las dos manos; Ulquiorra convertido en cenizas; Harribel asesinada a traición por el propio Aizen; Baraggan derrotado por su propio poder (el más temible de todos los que se han visto en Bleach, por cierto); y Starrk derrotado por un shikai. Las únicas muertes que me parecieron dignas fueron las de Ulquiorra, Szayel y Aaroniero… cosa que es bastante triste, por cierto.

Con todo esto quiero hacer ver que no todo lo que hace Tite Kubo es perfecto. El diseño de los Espada, sus poderes e incluso sus personalidades (las que se pudieron ver) estaban francamente bien, y en muchos casos daban mil vueltas a los Shinigamis en los que parecía haberse inspirado… pero al final demostró no haberlos sabido llevar como era correcto. Una auténtica pena.

BSO: Within Temptation — The truth beneath the rose

23 enero, 2011
tags:

Tema: The truth beneath the rose

Intérprete: Within Temptation

Álbum: The heart of everything (2007)

 

Portada del disco

Valoración personal:

Las canciones que han protagonizado esta sección hasta ahora han sido todas ellas de grupos o de cantantes a los que no conozco tan a fondo como debiera, y de los que apenas he tenido la oportunidad de escuchar toda su discografía una o dos veces. Sin embargo, en esta ocasión aparece Within Temptation, un grupo holandés de metal sinfónico con tintes góticos, al que reconozco que profeso una gran admiración… a mí me suelen gustar más las canciones que los cantantes, pero la música que hace esta gente me parece tan excelente que me quedo con un largo 90 % de ellos. De hecho, si tuviese que decir mi grupo favorito, probablemente ellos serían mi primera elección aunque eso de decidir a uno solo entre tantos nunca me ha gustado. Pero con todo esto quiero dejar patente que este caso es muy especial, y que no será la única vez que Within Temptation aporte uno de sus temas a la banda sonora del blog. Eso sí, el primero debía ser este, The truth beneath the rose.

Esta canción pertenece al cuarto disco de Within Temptation, The heart of everything, el primero después del reconocimiento mundial que alcanzaron con The silent force, y aquél en el que acabaron consolidándose en la cima de su género musical. Con un sonido menos comercial, pero mucho más maduro y propio, sin lugar a dudas es su disco más completo y redondo hasta la fecha, y con una marca que difícilmente podrán superar con el próximo lanzamiento del que será el quinto, The Unforgiving. Respecto a este tema, no sé qué decir de él, fue mi canción favorita durante un largo tiempo y desde que la escuché por primera vez me conquistó por completo… ¡y eso que es tremendamente larga para lo que estoy acostumbrado a escuchar! Aunque no llegó a ser single, para mí The truth beneath the rose no sólo es el tema más fuerte del disco, sino probablemente de la carrera de Within Temptation, interpretada magistralmente en la melódica y dulce voz de Sharon den Adel, que resume con épica y tinieblas todo un estilo y una forma de pensar. Perfecto, de principio a fin.

Letra:

Give me strength to face the truth
The doubt within my soul
No longer I can justify
The bloodshed in his name

Is it a sin to seek the truth, the truth beneath the rose?
Pray with me so I will find the gate to Heaven’s door
I believed it would justify the means
It had a hold over me

Blinded to see
The cruelty of the beast
Here is the darkest side of me
(Forgive me my sins)

The veil of my dreams
Deceived all I have seen
Forgive me for what I have been
(Forgive me my sins)

Pray for me ‘cause I have lost my faith in holy wars
Is paradise denied to me ‘cause I can’t take no more?

Has darkness taken over me
Consumed my mortal soul?
All my virtues sacrificed
Can Heaven be so cruel?

I believed it would justify the means
It had a hold over me
(Forgive me my sins)

Blinded to see
The cruelty of the beast
Here is the darkest side of me
(Forgive me my sins)

The veil of my dreams
Deceived all I have seen
Forgive me for what I have been
(Forgive me my sins)

I’m hoping, I’m praying
I won’t get lost between two worlds
For all I’ve seen,
The truth lies in between

Give me the strength to face the wrong that I have done
Now that I know
The darkest side of me

How can blood be your salvation
And justify the pain
That we have caused throughout the times

Will I learn what’s truly sacred
Will I redeem my soul
Will truth set me free
(Forgive me my sins)

Blinded to see
The cruelty of the beast
Here is the darkest side of me
(Forgive me my sins)

The veil of my dreams
Deceived all I have seen
Forgive me for what I have been
(Forgive me my sins)

Vídeo:

Me recuerda:

  • La agradable sorpresa que me llevé al escucharla por primera vez, y las veces que la he disfrutado cantando, tarareando o haciendo el bobo durante los 7 minutos que más cortos se me han hecho.
  • El tono épico y oscuro que inunda toda la canción, que me hace pensar en tantos y tantos personajes literarios que me gustan… especialmente mi querido Raistlin Majere, y que conste que sé que la letra no tiene mucho que ver con él.
  • Lo bien que han sabido hacer música Within Temptation, siempre que se lo han propuesto. Este tema no es más que la joya más grande de una corona llena de piedras preciosas.

Personaje: Olimpia

22 enero, 2011

Nombre: Olimpia

Alias: Políxena, Mírtale, Estratónice

Fechas: ca. 375 – 315 a.C.

Ocupación: princesa de Epiro, esposa de Filipo II de Macedonia, madre de Alejandro Magno.

Olimpia (interpretada por Angelina Jolie)

Biografía:

Nacida como Políxena, esta prodigiosa mujer era hija del rey Neoptólemo I de Molosia, un reino tribal al norte de Grecia que controlaba la región de Epiro y cuya casa real afirmaba ser descendiente en línea directa de Aquiles (de ahí las posteriores identificaciones de Alejandro con el héroe de la Guerra de Troya). Poco antes de su matrimonio, la princesa Políxena decidió cambiar su nombre por el de Mírtale, al parecer como parte del rito de iniciación a algún culto mistérico. En el año 358 a.C., cuando Mírtale debía rondar los 17 años, fue casada con el rey Filipo II de Macedonia, ya por entonces uno de los personajes más influyentes y poderosos, quien al parecer se había enamorado de la princesa cuando ambos se iniciaron en el culto a los Cabiros en la isla de Samotracia. Filipo ya estaba casado por aquel entonces, pero la poligamia en la casa real de Macedonia estaba permitida. No obstante, una de las condiciones que impuso el rey Aribas (el tío de Mírtale, que había sucedido recientemente a Neoptólemo I) a Filipo fue que la joven pasase a ser la esposa principal y reina consorte de Macedonia, para fortalecer los lazos entre Macedonia y Epiro.

En 356 a.C. Filipo ganó en los Juegos Olímpicos la carrera ecuestre, en honor a lo cual Mírtale se cambió su nombre por segunda vez, pasando a ser conocida como Olimpia. Ese mismo año, la reina dio a luz a Alejandro, y tres años después a Cleopatra. Sin embargo, el matrimonio entre Filipo y Olimpia no fue en absoluto feliz ni placentero. A la conducta autoritaria y variable del rey se le sumaba el temperamento celoso e irascible de la reina, de tal forma que las tensiones matrimoniales se volvieron insoportables y alcanzaron a Alejandro, que siempre se mostró más próximo a su madre que a su padre. Según se cree, Olimpia fue la principal responsable de la mala relación entre Filipo y Alejandro, algo que ha sido aprovechado por historiadores, novelistas y cineastas insinuando el papel victimista y manipulador de la reina. Cabe decir que ya por aquel entonces Olimpia no tenía buena fama en la tradicional corte de Macedonia, a la que resultaba cuanto menos chocante los hábitos religiosos de esta mujer, que al parecer seguía cultos de origen tracio y tenía serpientes domesticadas en su alcoba. No tardaron en propagarse los rumores de que Alejandro no era hijo de Filipo y de que Olimpia se acostaba con sus propias serpientes, algo que con el tiempo fortaleció la leyenda de Alejandro como hijo de Zeus.

La tormentosa relación entre Filipo y Olimpia llegó a su culmen en 337 a.C., cuando a raíz de una discusión entre padre e hijo, Alejandro y Olimpia se exiliaron a Epiro tras haber sido acusados de bastardía y adulterio, respectivamente. Detrás de todo esto probablemente se escondían no sólo las malas relaciones del matrimonio y la reputación de hechicera de Olimpia, sino también las intrigas del influyente y ambicioso Atalo, quien había logrado casar a su sobrina Eurídice con Filipo y buscaba una opción de legitimar a los hijos que naciesen de ellos como futuros monarcas. Cabe destacar que en ningún lugar se nombre a un solo amante de Olimpia, lo que da pie a creer que bajo esta acusación se escondían motivos políticos. En cualquier caso, las tensiones entre Macedonia y Epiro no tardaron mucho en solucionarse, ya que Filipo decidió ofrecer en matrimonio a su hija Cleopatra (hija también de Olimpia, y sobrina por tanto del entonces rey de Epiro, Alejandro I), perdiendo así Olimpia y Alejandro a su principal apoyo en la lucha por sus derechos.

Sin embargo, la suerte dio un vuelco en 336 a.C. durante las bodas de Alejandro I de Epiro y la princesa Cleopatra. En medio de las celebraciones, Filipo fue asesinado por un miembro de su guardia de honor y Alejandro fue coronado inmediatamente después, con el nombre dinástico de Alejandro III. Siempre se ha teorizado acerca del instigador del regicidio, recayendo las principales sospechas (tanto en aquel entonces como en la actualidad) en Olimpia, quien de esta forma aseguraba el acceso de su hijo al trono, la caída en desgracia de sus enemigos y su regreso a la corte. De hecho, nada más volverse las tornas a su favor, Olimpia demostró ser cruel en la victoria y ordenó asesinar a su rival, Eurídice, y a los hijos nacidos de su matrimonio con Filipo, pese a ser unos bebés por entonces. Tras ello, Olimpia regresó a Macedonia como madre del rey, y allí permaneció mientras su hijo combatía con los persas, conquistaba infinidad de territorios y se ganaba una fama imperecedera y el sobrenombre de Magno. Nunca volvieron a verse madre e hijo, pero mantuvieron una activa correspondencia en la que Olimpia siempre se quejaba de las acciones llevadas a cabo por el regente Antípatro, insinuándole a su hijo que le concediera más poderes. Alejandro nunca consintió en ello, y Olipia siguió ejerciendo su influencia de forma no oficial hasta que regresó a Epiro en el año 330 a.C., como regente de su primo, el joven Eácides I.

Alejandro Magno murió de improviso en Babilonia en 323 a.C., en plena juventud y sin haber dejado resuelto el problema sucesorio en un imperio enorme, con ambiciosos generales y un hijo póstumo como único garante de la legitimidad dinástica. No tardaron en surgir disensiones, y al poco comenzaron las llamadas Guerras de los Diadocos, en las que el imperio de Alejandro se desgajó en una decena de entidades independientes. Olimpia no participó en el conflicto hasta que Casandro, el hijo del detestado Antípatro, demostró unas claras intenciones de gobernar Macedonia por su propia cuenta, negando los derechos del hijo de Alejandro y utilizando como marioneta a Filipo III, medio-hermano de Alejandro y al parecer afectado por cierto retraso mental. De esta forma, Olimpia se alió a las fuerzas de su nuera Roxana y su nieto Alejandro IV y, con la ayuda de las tropas de Epiro invadió Macedonia y expulsó a Casandro en 317 a.C. Su incontestable victoria hizo que Olimpia decidiera cambiarse de nombre por última vez, pasando a conocerse en los últimos años de su vida como Estratónice. La madre de Alejandro capturó a Filipo III y su esposa, a los que mandó ejecutar sin miramientos, a la vez que eran masacrados los partidarios de Casandro.

El control de Estratónice sobre Macedonia fue efímero, ya que su ejército fue derrotado en Pidna y ella fue capturada por Casandro, su enemigo más enconado. Aunque se pactó un armisticio en el que se garantizaba la puesta en libertad de Estratónice y su regreso a Epiro, Casandro la condenó a muerte, acusándola de múltiples crímenes y permitiendo que los familiares y amigos de aquéllos que sufrieron la ira de la madre de Alejandro Magno ejecutaran la sentencia. A la vez, Roxana y Alejandro IV fueron asesinados en secreto, quedando Casandro como gobernante único e incontestable de Macedonia unos cuantos años más. De esta forma acabó sus ideas uno de los personajes más carismáticos de la época, profundamente odiada y temida por sus adversarios, envuelta en un permanente halo de misterio y misticismo, y una de las creadoras de la leyenda de Alejandro Magno. Lamentablemente, la información que ha llegado de esta increíble mujer, una de las pocas con nombre e historia propias en la Grecia clásica, es poca y fragmentaria, pero esto ha dado pie a una gran cantidad de personas a soñar con una imagen de Olimpia que, quizás si o quizás no, se encuentre próxima a la realidad. Para mí, el mejor ejemplo es la Olimpia posesiva e inestable, pero a la vez inteligente y vengativa plasmada en las novelas de Mary Renault, con una belleza letal y comparable a la presentada por la perfecta Angelina Jolie en la película dedicada la figura de su hijo, Alejandro Magno.

¿Por qué me gusta?:

  • Pocas mujeres de la antigua Grecia pudieron ser más que “esposas de”. La madre de Alejandro fue capaz de moverse en un mundo dominado por los hombres (y morir de la misma forma) y convertirse en un personaje dueño de sus propias emociones, odiado y reverenciado a partes iguales.
  • La Olimpia de Mary Renault, perfecta a la hora de interpretar un infeliz matrimonio y el embrujo de los cultos mistéricos y las serpientes, que ya estará indefectiblemente unida a la Olimpia histórica.
  • Como dice en el propio libro, fue la que trajo el “fuego del paraíso” y la mujer que más cerca estuvo en el corazón del conquistador, aun durante su viaje sin retorno al oriente.
  • De ser instigadora del asesinato de su esposo, Olimpia fue responsable de la muerte de dos parejas reales: Filipo II y Cleopatra Eurídice, y posteriormente también Filipo III y Eurídice I.
  • La relación de amor-odio en el triángulo Filipo-Olimpia-Alejandro.

Olimpia es la diosa madre de emperadores.

Lost Canvas 212

21 enero, 2011

¡Hola!

Esta semana el comentario sobre el capítulo semanal se va a quedar algo cortito porque no ha habido Bleach. Su autor, Tite Kubo, ha estado bastante enfermo recientemente, así que nos tendremos que quedar con la duda de qué habrá ocurrido una semana más. Eso sí, el maestro parece encontrarse mejor: según afirma en su Twitter, había tenido una neumonía, pero ya se ha recuperado. ¡Me alegro!

Así que nada, esta semanita sólo habrá Lost Canvas. Eso sí, prometo que próximamente traeré algún manga más a comentar de cuando en cuando. Tengo que volver a ponerme al día con Naruto y con Soul Eater, a fin de cuentas…

Lost Canvas 212. “Reunión”

El capítulo empieza con Tenma preguntándole a Alone lo que todos los seguidores de la serie habíamos estado hablando en la última semana… ¿es que se ha cansado de esperar a que recorran los templos celestiales? ¿Tantas ganas tenía del combate final, que ha salido al paso de Tenma sin que éste haya podido llegar a las escaleras del templo de Neptuno? Desgraciadamente, las respuestas de Alone siguen la línea a la que nos tiene acostumbrados: que si viene a completar su trabajo, que sus manos se encuentran llenas del color verdadero de millones de almas, que si acarrea sobre sus hombros una pena y una tristeza sin fin… Lo siento, pero el personaje de Alone cada vez que sale, me gusta menos. No tiene ningún sentido que un hombre que ha logrado hacerse con los terribles poderes del dios Hades sin haber sido poseído completamente, que haya demostrado la astucia, malicia y crueldad de engañar a todos sus siervos, masacrarlos y emprender la destrucción de la Humanidad, siga con la cantinela de ser la persona que más tristeza soporta.

Alone está convencido de que Tenma aún no ha llegado a alcanzar su nivel de tristeza (total, sólo se ha visto obligado a presenciar la muerte de la mayor parte de sus amigos y a combatir a muerte con su propia madre por culpa de las conspiraciones de su padre), y ataca a Dohko y Shion, que oportunamente se encuentran sin sentido ni forma de defenderse. Afortunadamente, llega en ese instante el último vértice que quedaba para completar el triángulo protagonista: Sasha. Parece mentira que Sasha sea no sólo mejor diosa que su posterior reencarnación en el Saint Seiya original, sino que también le da mil vueltas a su hermano Alone, pese a lo cursilona que siempre ha sido Atenea frente al temible Hades. Sasha suelta las mismas frases hechas de costumbre acerca de la pervivencia del ser humano y sus esperanzas en el futuro, de tal forma que al final todo acaba convirtiéndose en un alegato cursi y de sobra conocido en favor de la Humanidad frente al “emo” de Alone y sus ideas de un mundo lleno de sufrimiento que merece ser finiquitado.

En sí, el capítulo pasaría por ser uno de transición, con mucho diálogo y sin sacar nada nuevo en claro, aburrido incluso, de no ser por las últimas páginas. Alone está decidido a dar comienzo a la batalla final y al auténtico culmen de la serie, luchando a un mismo tiempo con Atenea y Pegaso, ambos vestidos con sus armaduras divinas, y para ello decide vestir también su propio Kamui, la legendaria armadura de Hades. La escena en que lo hace recuerda a los primeros capítulos del Lost Canvas, al aparecer luciendo esa imponente prenda (una de las más espectacular jamás diseñadas en el universo de Saint Seiya, si no la que más) rodeado por un montaña de muertos. Sólo por eso, tiene un pase el capítulo. Pero eso sí, le pido encarecidamente a Shiori que se deje de repetir diálogos y vaya al grano. Ya que ha decidido plantear la batalla definitiva ahora, cuando aún quedan unas pocas líneas argumentales abiertas, espero de todo corazón que lo haga bien y deje un buen sabor de boca.

 

Alone viste el Kamui de Hades... ¡espectacular dibujo!

Valoración personal: 5,5 sobre 10.

La hipótesis Némesis

20 enero, 2011

Aunque nosotros veamos como lo más natural del mundo (como no podía ser de otra manera) que sólo tengamos en Sol en nuestro cielo, en torno al cual giramos, realmente estamos ante un caso cuanto menos curioso, dentro de nuestro enorme universo. La mayor parte de las estrellas no se encuentran girando solas en torno al centro de una galaxia, sino que suelen formar asociaciones binarias, ternarias, etc. Muchas de las estrellas que vemos en el cielo nocturno son en realidad sistemas múltiples, como se ha podido descubrir a lo largo del siglo XX, en los que dos o más estrellas giran en torno a un centro de gravedad común. Esto no significa que las estrellas de un sistema múltiple se encuentren muy próximas entre sí, bien pueden estar separadas por distancias como las que separan nuestro Sol de Plutón, por poner un ejemplo, pero gracias a sus potentes fuerzas gravitatorias se encuentran unidas y girando en torno a un centro de gravedad. Puede resultar difícil de imaginar, ¿no? Pues imaginad ya si en ese sistema existiesen otros planetas, las combinaciones se volverían bastante curiosas: un planeta podría pertenecer a una sola estrella del sistema múltiple o estar compartido por varias. En algunos de esos mundos nunca existiría la noche, aunque no dejasen de girar, mientras que en otros habría dos o más soles iluminando el cielo.

Pues bien, muchos astrofísicos se han preguntado acerca del motivo por el que nuestro Sol no tiene un vecino estelar a una distancia tan “corta” como para haber formado un sistema binario por lo menos, ya que parece ser la tónica general del universo. De hecho, algunas de las observaciones que se han realizado sobre los objetos más alejados de nuestro sistema solar podrían explicarse mejor si existiese una estrella compañera del Sol… ¡pero lo que está claro es que no se ve! A consecuencia de ello, surge la hipótesis Némesis, postulada ya a mediados de los años 80, y en la que se mantiene que en realidad el Sol forma parte de un sistema binario. El hecho de que la estrella compañera del Sol no se vea se debe a que se trata de una enana marrón o de un agujero negro, que se habrían originado al “morir” esa estrella. Esta misteriosa compañera ha sido bautizada como Némesis (un nombre poco favorecedor, el de la diosa romana de la venganza), y se supone que debería encontrarse a entre 1-3 años luz del Sol, lo suficientemente lejos como para que no sintamos sus efectos en la Tierra de forma directa… pero sí indirecta.

Según los investigadores que consideran factible esta hipótesis, el movimiento de Némesis sería el responsable de las desestabilizaciones periódicas ocurridas en la Nube de Oort, la región más alejada del Sistema Solar, provocando lluvias de cometas en dirección al Sol, que a su vez provocarían impactos en los planetas solares como el nuestro e incluso podrían ser responsables de algunas extinciones como la de los dinosaurios (la más célebre y reciente, comúnmente achacada al choque de un gigantesco meteorito con la Tierra). Los registros fósil y geológico confirman una cierta periodicidad en estos hechos, pero aún no se ha detectado el campo gravitatorio de Némesis, por lo que esta hipótesis sigue siendo muy cuestionada en la comunidad científica. No obstante, gracias a la misión WISE, consistente en un profundo barrido con luz infrarroja del Sistema Solar, se podrá aportar más información sobre este asunto. Teóricamente, si Némesis fuese una enana roja o marrón, sería descubierta de esta forma, así que en el periodo de 2011 a 2013 seguramente exista la información suficiente para desechar esta hipótesis o confirmarla como válida.

Curioso, ¿no os parece?

 

 

Lisbeth Salander: ¿alguna preferencia?

19 enero, 2011
tags: ,

¡Hola!

La semana pasada fueron publicadas en W Magazine las primeras fotos en las que la actriz Rooney Mara aparece caracterizada como el célebre personaje de Lisbeth Salander, con motivo del próximo estreno de la adaptación estadounidense al cine de la primera novela de la famosa saga Millenium, del fallecido Stieg Larsson. Junto a estas fotos, que hay que reconocer que son bastante buenas y que la actriz está increíblemente bien caracterizada (parece otra persona), ha salido a relucir alguna información sobre la película, que parece que llevará el nombre de la novela en el ámbito anglosajón, La chica con el tatuaje del dragón (en lugar de su título original, Los hombres que no amaban a las mujeres), que ha causado cierta polémica. Al parecer, el director ha asegurado que en su película, el final sorprenderá a propios y a extraños, porque no tendrá nada que ver con el de la novela original, y que además presentará a una Lisbeth a un mismo tiempo más agresiva y que sea un modelo a seguir. Realmente contradictorio y digno de ver. Pero sobre todo… ¿por qué algunos directores de cine tienen la feliz idea de cambiar el final a historias ya escritas, aun sabiendo que la gente estará en contra y que el resultado es inevitablemente inferior a las expectativas? No lo entiendo…

En fin, aunque no soy un fan incondicional de Millenium (una historia que me gustó y me enganchó, pero ha habido otras que me han atrapado más), sí me sentí totalmente conmocionado por el personaje de Lisbeth, y todo esto no me da buena espina. Habiendo ya una adaptación cinematográfica, que pese a ser mejorable hace justicia a las novelas, ¿por qué siempre viene Hollywood a hacer remakes que luego son inferiores a los originales? Me da igual que Daniel Craig sea Bloomkvist y que el presupuesto de la película deje a la adaptación sueca como si fuese de serie B, lo importante es saber contar una historia, y creo que eso es algo de lo que últimamente carecen muchos cineastas. No todo es maquillaje, dinero y buena caracterización. En lo que a mí respecta, por muy buena que sea Rooney Mara como Lisbeth (que eso está por ver), siempre tendré en mente a Noomi Rapace cuando me acuerde de este singular personaje, único en su especie y auténtico responsable del inesperado éxito de la saga de novelas.

Lisbeth Salander... ¿con cuál os quedáis?

2011, un año muy musical

18 enero, 2011

¡Hola!

No sé por qué, las entradas de los lunes son las que más me cuesta escribir. Supongo que será por eso de empezar de nuevo la semana, que siempre da algo de pereza… incluso si es escribiendo en el blog, que tiene sobre mí un efecto sedante y relajante que no dudo en recomendaros. Bien podría hablar de alguna de las cosas que me han pasado recientemente o de alguna reflexión personal, pero no me encuentro lo suficientemente inspirado como para hacerlo. Y como siempre que escribo en el blog estoy escuchando música, muchas veces son las propias voces de mis cantantes favoritos los que me chivan un temita para variar.

En esta ocasión estaba consultando mi biblioteca musical cuando me he dado cuenta de un hecho cuanto menos curioso: de los cantantes o grupos que escucho con más asiduidad, realmente muy pocos han presentado material nuevo en el 2010 que se ha acabado hace ya 17 días. De hecho, podría decirse que ha habido cierta sequía musical, y si he descubierto nuevas canciones, la inmensa mayoría han sido de otros años, obteniendo excelentes resultados con Aqua Timez, Stereopony y Porno Graffitti, todos ellos grupos de música japonesa. Las únicas excepciones a esto han sido dos de mis mitos musicales, la colombiana Shakira y la japonesa Ayumi Hamasaki… pero como ya mencioné en una ocasión, el nuevo disco de Shakira me parece algo contradictorio y aún no sé si celebrarlo o echarme las manos a la cabeza; mientras que el ritmo frenético de Ayu (a un disco o dos por año) es algo a lo que uno se acaba acostumbrando. Ha habido otras adquisiciones bastante atrayentes, como las de Marlango, Najwa o Rihanna, se ha producido la consagración de Katy Perry, el giro electrónico de Alizée y el lanzamiento de Kesha… pero las canciones de todas estas chicas, aunque buenas, no se pueden comparar con las que espero de otra gente que lleva guardando silencio algún tiempo ya.

Nelly Furtado presentará su quinto disco este año

Investigando un poco sobre el futuro inmediato de algunos de mis grupos o cantantes favoritos, me he llevado una agradable sorpresa… ¡y es que una gran mayoría de ellos piensa publicar un nuevo trabajo en 2011! De ahí el título del blog. Son muchos los discos que tengo intención de oír varias veces, tanto de mis artistas favoritos como de otros que son para mí más de segunda fila pero que hacen buena música dentro de su estilo. Aquí van mis “propósitos musicales” prefijados… y a esperas de realizar otros descubrimientos, claro.The Unforgiving, de Within Temptation. Será su quinto trabajo, y ya se conoce su primer single (que publiqué en el blog al poco de escuchar), Where is the edge? Quizás los tres-cuatro años que han pasado desde The heart of everything me han hecho abrigar demasiadas esperanzas, o será que la temática del disco no me va (por lo visto va a estar dedicado por completo a un comic del que no sé nada), pero no me suena como algo especialmente nuevo o arrollador. Pero lo pongo el primero de la lista con toda intención, ya que confío en el buen criterio de esta espectacular banda holandesa.

  • Lifestyle, de Nelly Furtado. También será el quinto disco de la cantante canadiense, que en cada uno de sus trabajos presenta una cara totalmente distinta a la anterior, pero en todos los casos impecable y muy depurada. Para mí, es una de las mejores cantantes de la última década, y este disco me transmite muy buenas vibraciones (mejores que las del de Within Temptation, todo sea dicho). En primavera se publicará su primer single, ¡y menudas ganas tengo de escucharlo! Eso sí, esta vez todo el disco será en inglés, algo que por otra parte prefiero.
  • ¿?, de Evanescence. Sinceramente, ya no sé qué pensar de esta gente. El grupo liderado por Amy Lee marcó un antes y un después en su momento, e incluso le sentó bien el sonido más oscuro y metalero de su segundo trabajo, pero ya van casi por cinco años de silencio y retrasando cada vez más un tercer disco que es esperado como agua de mayo por millones (que se dice pronto) de personas. Los últimos avances apuntan a que habrá disco a finales de año, pero todo sea que al final se vuelva a retrasar… esperemos que no.
  • Born this way, the Lady Gaga. La auténtica sensación de 2008 y 2009, la mayor revelación de la industria musical de los últimos años, con ningún tema nuevo publicado en 2010 pero copando aún las listas de temas más escuchados. Se podrían escribir líneas y líneas de esta mujer que eleva a la enésima potencia el talento de escribir canciones, vestir atuendos imposibles, rodar videoclips espectaculares y montar escándalos en todas sus apariciones, pero que esta vez baste con decir que su segundo disco será publicado en mayo. Y la mujer no es precisamente modesta: ya ha advertido que su sonido va a revolucionar la música, con la conjunción de estilos tan irreconciliables entre sí como la electrónica, metal (!!), rock’n’roll, pop… digno de escuchar, sin dudas.

    ¿Y qué decir de ella que no se haya dicho?

  • ¿?, de Nightwish. El cambio de vocalista que tuvo el grupo finlandés no tuvo malos resultados, y aunque el grupo abandonó un poco el metal sinfónico para aproximarse a un sonido más rockero (en ciertos temas rozando incluso a los Within Temptation), la apuesta no salió nada mal. Ahora llega el momento de asentarse, y todos los rumores apuntan a que en la primera mitad de 2011 será publicado el séptimo disco de la banda. Otro más a marcar en la lista.
  • Delta, de Visions of Atlantis. Aunque no es de mis grupos favoritos, esta banda austriaca ha aportado valiosos temas a mi biblioteca musical, algunos de ellos ciertamente sobresalientes. El grupo ha cambiado dos o tres veces de vocalistas tanto masculino como femenino, pero sigue teniendo ese toque tan especial. Por eso, estaré pendiente el 25 de Febrero, fecha en la que se ha anunciado la publicación de su cuarto disco. Espero que tenga al menos dos o tres canciones dignas de ser recordadas.
  • ¿?, de Britney Spears. ¡Hay que ver la de cosas que le han pasado a esta rubia! Ídolo adolescente, artista tratando de encontrar su propio estilo, bajón personal y profesional e inesperado resurgir, exitoso y alabado por la crítica. Los últimos dos trabajos de la Princesa del Pop dejaron muy buen sabor, y ahora que se ha podido oír el single del que será su séptimo (¡ya!) disco, parece que sigue por la buena senda… Esperemos que así sea, maja.
  • ¿?, de La Oreja de Van Gogh. En 2011 se prevé que el grupo donostiarra, que refleja como nadie el pop español de los últimos trece años, publique su sexto álbum de estudio y el segundo en el que Leire Martínez es su vocalista. Aunque la música que hacían antes, con Amaia, me gustaba más, tengo interés en este disco. Y, por cierto, en el segundo de Amaia en solitario, que también publicará este año. ¿Es que pretenden hacerse la competencia? En mi caso, escucharé los dos con las mismas ganas.